Comprar artículos de lujo, ropa cara y otras excentricidades puede ayudar a reducir los impuestos a pagar.

¿Cómo pagar menos impuestos comprando artículos de lujo?

¿Los artículos de lujo te ayudan a pagar menos impuestos? Es una de las preguntas que más me han hecho los emprendedores.

¡Muy interesante!

No se habla mucho sobre este hack; pero en este artículo voy a aclarar todas tus dudas para que puedas aprovechar esta estrategia (aunque tiene sus condiciones y limitantes) y evites cometer otros errores contables.

Que significa “deducir” en impuestos

Antes que todo entendamos un poco más qué significa esta palabra.

Deducir un gasto o un costo quiere decir que puede ayudarte a pagar menos impuesto. Tan sencillo como eso.

Y sí, las deducciones son legales. Sea en el país que sea. Esto es un término tributario internacional.

Sí, las leyes pueden ser diferentes, igualmente los porcentajes, pero el concepto en sí de impuestos (por lo menos en Latinoamérica) es bastante parecido.

No. Los impuestos no son una innovación del gobierno en turno de tu país. Inclusive el gobierno debe consultar con expertos tributarios extranjeros para poder establecer o cambiar un impuesto.

Existe una entidad internacional llamada Centro Interamericano de Administraciones Tributarias (CIAT) que apoya a los fiscos de diferentes países y hasta dan consejos a la hora de hacer algún cambio en sus impuestos.

Otro de los mitos tributarios es que muchos emprendedores piensan que entre mayor facturación hay mayor impuestos. No necesariamente.

Algunas empresas pueden haber vendido un montón y al final pagan poco o nada (déficit) Esto se debe a que durante el año hubieron costos o gastos mayores a los ingresos. Y si están relacionados con el negocio, si lo puedes restar.

¿Cuál es la base para calcular el impuesto a pagar?

Para llegar a obtener la base para el cálculo de impuestos (renta neta gravable) se debe restar los ingresos obtenidos en el extranjero (renta extranjera – si el sistema de tu país es territorial) y luego restar (deducir) los costos y gastos .

Por cierto, si tienes un negocio en Panamá te podría interesar este otro artículo sobre los impuestos que aplican.

Cómo puede ser un gasto o un costo deducible de mis impuestos

La deducibilidad de un gasto o un costo va a depender de las reglas y leyes que ha establecido la administración tributaria o fisco.

A pesar de que  en los diferentes países las leyes cambian en temas de impuestos, el concepto va a ser el mismo:

Un costo o gasto va a ser deducible si está estrictamente relacionada con la generación de la renta gravable.

Ahora que entendemos qué significa deducir un costo o gasto la pregunta que surge y por el que lees esto es:

¿Cómo podemos deducir o restar estos de nuestros impuestos y pagar menos?

La compra de un artículos de lujo debe estar relacionado a tu actividad y a tus ingresos. Aplica mucho para independientes o freelancers y su marca personal.

Un claro ejemplo de esto es Carlos Master Muñoz.

¿Qué es lo que hace que este personaje sea único y tan viral en redes sociales?

Exacto…sus sacos coloridos, sus lentes extravagantes, su barba.

Todos los gastos relacionados a mantener la marca personal de Carlos Muñoz son deducibles. Simplemente porque ayudan a crear contenido y vender más cursos, asesorías y otros servicios serían deducible. Ayudan a la generación de su fuente de ingresos.

Esto se debe al concepto tributario que te mencione antes. Este concepto se mantiene en los diferentes países de Latinoamérica.

No, no pienses que debes convertirte en influencer o famoso para poder comprar artículos de lujos y pagar menos impuestos.

A continuación te voy a dar ejemplos prácticos y que he visto en diferentes tipos de negocio.

Ejemplos prácticos de compras de artículos de lujo deducibles

Por ejemplo, puedes comprar un ordenador de última generación de miles de dólares o una cámara que grabe en 4K y esto sería totalmente deducible.

Esto por lo general lo están empleando muchos youtubers, gurús del internet, influencers para fortalecer sus negocios de creación de contenido. De esta manera aprovechan la deducibilidad que brinda estas compras excéntricas pero necesarias.

Digamos que tú eres un consultor estratégico de mercadeo y tu marca personal también requiere que gastes en una marca específica de ropa para ejecutivos. Estas compras también pueden ser considerados deducibles de tus impuestos.

Algunos ejemplos un poco más “de otro mundo” que he llegado a ver son el de los altos ejecutivos de empresas transnacionales.

La compañía compra yates para poder atender a clientes VIP y cerrar negocios multimillonarios. También he escuchado de compañías que compran jets privados poder transportar a sus altos ejecutivos a diferentes puntos internacionales y visitar sucursales, clientes o prospectos. Otro gran ejemplo que suelen hacer las empresas es pagar una membresía en un club de golf con valor anual arriba de $10,000 por persona. Todo esto como un beneficio de altos directivos y que puedan despejar su mente de la vida agitada en la oficina.

Todos los artículos de lujo que te he mencionado también son deducibles de impuestos. Ya sean como depreciación al ser activos o como gasto directamente, si son deducibles.

Punto de Vista Financiero

Sí, he mencionado que estos activos costos y gastos en artículos de lujo o alto valor pueden ser deducible. Esto no quiere decir que lo tengas que comprar.

Si lo vemos desde la parte financiera puede ser un gran error. Estarías descapitalizándote rápidamente Y si estás comenzando o tienes poco tiempo en el negocio puede ser fatal y sacarte de la Industria.

¿Cuándo podrías realizar la compra de un artículo de lujo?

Yo recomendaría que realices este tipo de compras sí cuentas con los siguientes factores:

  • Es una compra necesaria
  • Tienes el capital suficiente
  • Tienes excedente de efectivo
  • Prevés que tendrás mayor facturación en un año determinado, por lo que es una forma de reducir impuestos.

Te tengo un bonus de un ejemplo mucho más real y útil:

Necesitas ahorrar en costos de envío de tu producto que realiza un tercero y haz decidido comprar un camión de delivery de segunda mano.

Tienes el efectivo disponible, las ventas van creciendo mes tras mes, sientes que es necesario.

Así que hagamos una recapitulación de esta lección:

Lo más importante es que tengas suficiente capital y que exista la necesidad de ese tipo de compras. Muchas veces guarda relación con crear una marca personal única y excéntrica. Si tu estilo excéntrico te permite generar ingresos, te lo puedes deducir, de lo contrario te estarías “disparando en el pie”.